En todos nuestros cursos  aplicamos el concepto de El Tulipán, un método lleno de diversidad y entusiasmo. El alumno es la prioridad, donde lo más importante es que él o ella aprenda el idioma. Además la flexibilidad es nuestro lema, el avance depende del progreso que hace el alumno, no de nuestra planificación. No hay límites de tiempo para terminar unidades o un método. El avance del grupo depende del nivel y el esfuerzo de los alumnos. El idioma se aprende en un ambiente tan agradable como sea posible, para esto reservamos al lado de la gramática y vocabulario espacio para música, y la discusión de videos y artículos de sucesos de la actualidad.

El Tulipán se diferencia debido a los siguientes factores que caracterízan nuestros cursos de idiomas:

–  Profesores con experiencia en su idioma nativo;

–  Máximo de 6 alumnos por grupo;

–  Profesores bilingües;

–  El alumno es lo más importante;

–  Horarios flexibles.